cancer de mama

Gen en las latinas que disminuye el cáncer de mama

El pasado domingo día 19 octubre, se celebró en muchas ciudades y pueblos de España el día internacional del Cáncer de mama con el lema “En Marcha Contra el Cáncer” Como algunos de vosotros sabréis el cáncer es una enfermedad que se transmite por la herencia genética, por eso no todas las mujeres tienen el mismo porcentaje de desarrollar la enfermedad.

Existen algunas variantes genéticas que hacen que disminuya el riesgo de tener esta enfermedad. Investigadores de la Universidad de San Francisco han descubierto que mujeres latinas que poseen un 20% de mutación en su ADN tienen menor riesgo de sufrir un tumor de mama, 40%, la mutación se debe al cromosoma 6. Esta investigación se ha realizado con mujeres latinas en EEUU, México y Colombia. Según ha afirmado uno de los participantes en esta investigación, Elad Ziv, “Hemos encontrado algo que es definitivamente relevante para la salud de las latinas” El estudio se realizó a 3.140 mujeres con tumores de mama y 8.184 que no la sufría, todas ella pertenecientes a EEUU, Colombia y México.

Esa alteración en el ADN lleva miles de años pasando de generación en generación y es originaria de las poblaciones indígenas americanas, según revela el estudio. Se puede concretar que las mujeres de raza blanca tienen un 13% de riesgo de sufrir esta enfermedad a lo largo de su vida, las mujeres de color un 11% y las latinas un 9%.

Según ha afirmado Miguel Urioste, jefe de la Unidad de Cáncer Familiar del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas en Madrid, se trata de un estudio “muy relevante y la reducción del riesgo que han encontrado es muy importante. A lo que añade “en el caso español sabemos que las mujeres también tienen un menor riesgo de sufrir tumores de mama que las estadounidenses, pero aún no conocemos si se debe a cuestiones genéticas o ambientales”.

Estudio completo

neumonia

¿Sabes qué es la neumonía?

La neumonía es la infección del parénquima pulmonar derivado por distintos agentes infecciosos (bacterias, virus, hongos y parásitos). Existen dos grupos de tipologías de neumonías según dónde haya sido el contagio.

Neumonías adquiridas fuera del hospital:

-          Síndrome típico: proviene de un cuadro viral después del cual se inicia de forma brusca fiebre elevada, tos, escalofríos, etc.

-          Síndrome atípico: se presenta con fiebre sin escalofríos, tos irritativa y síntomas extrapulmonares como cefalea, mialgias, náuseas, etc.

Por otra parte, neumonías intrahospitalarias:

Puede presentarse de forma similar a las neumonías extrahospitalarias, ya sea como la forma típica con fiebre, escalofríos y tos productiva. Según la patología de base del paciente ingresado, predominan unos agentes infecciosos u otros.

Para identificar esta infección se requiere realizar una radiografía de tórax, y su tratamiento es a través de antibióticos en función del paciente a tratar.

Por último, comentar que para poder prevenir esta infección existe una vacuna de eficacia moderada, con un 60% de efectividad. Está indicada en adultos mayores de 65 años y en niños mayores de 2 años, y en adultos con alto riesgo de infección.

Para cualquier duda puedes contactar con nosotros, nuestros especialistas en neumología estarán encantados de atenderte.

Valenclinic

Infecciones micóticas de la piel: causas y tipos

Las infecciones micóticas son enfermedades frecuentes que se producen por hongos que infectan la piel. Son contagiosas, pero curables llevando el tratamiento adecuado.

Estos hongos son microorganismos que crecen mejor en condiciones de humedad y calor, por lo que la mayoría suelen encontrarse en lugares públicos como piscinas, duchas o vestuarios.  Además suelen afectar a personas con las defensas más bajas como personas de edad avanzada, diabéticos o pacientes con cáncer.

Existen diversas infecciones micóticas según la parte del cuerpo que se vea afectada por los hongos.

-          Pie de atleta: se produce cuando el hongo infecta los pies. Produce un intenso picor, descamación y en ocasiones mal olor entre los dedos de los pies.

-          Tinae de las uñas: cuando afecta a los pies puede que se contagien también las uñas de los dedos. La forma de manifestarse es con una macha marrón o amarillenta en el extremo de la uña y que va poco a poco creciendo hacia la base de la uña.

-          Herpes cicinado: esta infección afecta cualquier área del cuerpo. Se manifiesta por placas en forma de anillo que descaman en el borde.

-          Tinea capitis: la infección por hongos del cuero cabelludo suele manifestarse con placas muy inflamadas y supurativas.

Es una infección que es fácil de prevenir, siempre y cuando lleves el cuidado adecuado. Si vas a lugares públicos como piscinas o vestuarios lleva siempre chanclas. Además sécate bien la piel después de ducharte  y usa un calzado transpirable.

psoriasis

¿Qué es la psoriasis?

La psoriasis es una enfermedad de la piel muy frecuente, en la que se forman zonas rojas cubiertas de escamas sobre la piel. Las zonas donde suele aparecer con más frecuencia son el cuero cabelludo, las rodillas, los codos y la parte baja de la espalda.

Esta enfermedad no es contagiosa, pero es común que afecte a miembros de una misma familia, ya que es una enfermedad hereditaria. Es más usual que sufran esta enfermedad personas con problemas de sobrepeso, y puede aparecer a cualquier edad.

En ocasiones, existen situaciones que desencadenan brotes de psoriasis, como el estrés emocional. Además esta enfermedad mejora en verano con la exposición al sol y empeora en otoño e invierno.

Existen varios tipos de psoriasis; de las uñas, pustulosa, invertida, en gotas, palmoplantar y acompañada de artritis.

La enfermedad debe ser diagnosticada por un especialista en dermatología, con sólo una exploración visual al examinar los signos en la piel, cuero cabelludo y uñas. Igualmente si surge alguna duda se debe realizar una biopsia de la piel.

No existe un tratamiento curativo para esta enfermedad, pero sí que podemos controlarla y evitar que empeore controlando el estrés emocional, llevando una dieta sana y realizando ejercicio diariamente. Es decir, llevando una vida saludable.